lunes, 22 de septiembre de 2008

¿Por qué quiebran los equipos de fútbol?

Recientemente se ha vuelto habitual encontrar noticias de quiebras en los equipos de fútbol. En los primeros tiempos del fútbol, segunda mitad del siglo XIX, aquellos responsables de los equipos británicos que quebraban eran enviados a la prisión de deudores. Aunque no hay duda de que se trataba de una medida efectiva, se ha dejado de utilizar. Para estudiar soluciones alternativas al fenómeno de las quiebras en el fútbol, desde la Universidad de Coventry se ha realizado un estudio para diagnósticas las principales causas de los problemas económicos de los equipos ingleses.

Ningún equipo de la Premier League ha tenido problemas de insolvencia desde los ochenta, son los escalafones consecutivos del fútbol inglés donde se concentran los equipos con problemas. En las categorías más infeeriores apenas se producen incidencias. Esto se explica por el efecto de los descensos deportivos, el 30% de los equipos insolventes perdieron la categoría en los doce meses anteriores. Un porcentaje que se eleva hasta el 48,5% si tenemos en cuenta los que descendieron en los 36 meses anteriores.

Otro aspecto muy importante es la escasa catadura moral de los directivos de los equipos. En casi una de cada cinco quiebras de equipos ingleses, los gestores han cometido actos ilegales. En otros casos, los gestores han sido simplemente incompetentes incurriendo en unos gastos muy superiores a los ingresos lo que genera un volumen de deudas que cuando superan los treinta millones de libras en la Premier o de diez en la First Division abocan irremediablemente a la quiebra poco después. Mucha de esa deuda es generada a pesar de la existencia de un Abramovich. Así el Chelsea acumula unas deudas superiores a las 700.000 libras. Una cantidad inferior a la deuda del Manchester United, pero mientras el equipo “norteamericano” genera beneficios, los “rusos” tienen pérdidas continuadas. La dependencia de un benefactor provoca que cuando éste cierra el grifo, como en el caso del escocés Gretna, el equipo quiebre automáticamente.

Esta caótica gestión de los equipo es provocada muchas veces por la asunción de excesivos riesgos financieros para lograr éxitos deportivos. La única forma de obtener grandes beneficios con equipos modestos es asumir unos costes elevadísimos con el objetivo de alcanzar la ansiada Premier, auténtico premio gordo. El estudio de la Universidad de Coventry recomienda, para evitar esta mala grestión, que las autoridades deportivas penalicen en la competición deportiva las malas prácticas económicas.

viernes, 19 de septiembre de 2008

¿Acabará así la liga?

Esta es la lista de los equipos de primera división clasificados por su presupuesto (que aparece en millones de euros). A nadie se le escapa que la clasificación final se parecerá mucha a ella. Incluso algún estudio ha cuantificado la relación entre el volumen del presupuesto y la clasificación. La gran diferencia entre el Real Madrid y el Barcelona respecto al resto de equipos puede ayudar a explicar porqué dominan el palmares de la liga.


martes, 16 de septiembre de 2008

Lecciones de un fin de semana televisivo

Este fin de semana fue generoso en retransmisiones deportivas, sus audiencias nos pueden dar una referencia sobre los gustos de los españoles. El sábado, el rey fue el fútbol gracias al partido del Barcelona que logró atraer a un mayor número de espectadores en la retransmisión que hicieron la Sexta, TV3, IB3 y Telecanarias. A muy poca distancia se situó la Fórmula 1 con la sesión clasificatoria y la Vuelta a España con su etapa del Angliru. Parece que el ciclismo sigue teniendo tirón. El motociclismo, a pesar de retransmitirse por la Primera, obtuvo unos resultados similares al partido de la Premier de La 2. Meritorio la audiencia del Atletismo con más de medio millón de espectadores.

El domingo, la Fórmula 1 arrasó logrando una audiencia de más de cinco millones de televidentes a través de Telecinco y TV3. La Vuelta a España, que fue relegada a la 2, obtuvo la mitad de la audiencia que el día anterior y logró superar los resultados del partido de fútbol del Villareal-Deportivo.


Este fin de semana pasado se retransmitieron tres partidos de liga en abierto. Pueden surgir dudas sobre si es sostenible económicamente la emisión de tantos partidos en abierto al poder causar cansancio y pérdida de interés entre el público. Los datos de la audiencia parecen contradecir esas dudas. Los dos partidos del sábado lograron una mayor audiencia que el anterior partido de liga, el del Valencia, que fue el único retransmitido durante aquel fin de semana. En lo que sí parece existir relación es entre los equipos que juegan los partidos y el éxito de la audiencia. Barcelona y Real Madrid son los equipos que más atraen independientemente del número de partidos que se emitan en abierto.

lunes, 8 de septiembre de 2008

¿Por qué unos países ganan más medallas que otros?

Una pregunta que se repite al finalizar cada olimpiada. Incluso aparecen estudios econométricos que tratan de anticipar el número de medallas. En el caso de Pekin 2008, tanto el estudio de PWC como el de universidades norteamericanas se han caracterizado por infravalorar el resultado de China, Estados Unidos y Reino Unido y sobrevalorar los triunfos de Rusia y Alemania.

Las variables que utilizan estos estudios incluyen la población, el PIB per cápita, el efecto de ser sede de los juegos y, la gran trampa, el resultado obtenido en anteriores juegos. Otros también incluyen el clima del país (más determinante para los juegos de invierno) y la existencia de un régimen dictatorial que incentiva el deporte como propaganda de su sistema (lo que explicaría los éxitos deportivos de Cuba o Corea del Norte). No hay duda que a más población se obtienen más medallas aunque eso no quita para que la mayoría de países europeos logren un número mayor que el que les correspondería como muestra el siguiente gráfico (vía Stubborn Mule).


Curioso el caso de las dos potencias deportivas de las pasadas olimpiadas. Mientras China obtiene un número de medallas acorde con su tamaño, obtiene un número muy inferior de oros. El mismo efecto le ocurre a Estados Unidos que obtiene muchas más medallas que las que le correspondería en función de su población pero las medallas de oro sí se ajustan a su tamaño.

La mayoría de medallas las logran los países más ricos. Así el 5% de los países más ricos que suponen el 35,9% de la riqueza del planeta también logran el 35,6% de todas las medallas de las últimas olimpiadas. Si tenemos en cuenta las medallas por PIB, China y Estados Unidos se intercambian los puestos que obtenían por población. Los chinos obtienen un mejor resultado que el esperado y los norteamericanos obtienen muchos menos oros que los previstos.

A pesar de esto, ambas variables siguen sin explicar correctamente el fenómeno olímpico. Así están los casos de la India o Malaysa cuya amplia población no garantiza un éxito olímpico mientras Jamaica o Bahamas suben a los podios. O las escasas medallas obtenidas por las ricas Suiza y Noruega frente a las victorias de Zimbaubwe y Mongolia.

Porque al final lo verdaderamente relevante son los incentivos o la motivación que posean los deportistas que participan, bien por reconocimientos social o premios económicos otorgados por empresas o gobiernos. Los indios están apasionados por el cricket, deporte que no es olímpico, mientras que probablemente algún joven norteamericano está entrenando para ser un nuevo Michael Phelps. La vida de un deportista etiope puede cambiar con la participación en las competiciones atléticas europeas mientras un suizo puede estar más preocupado en pasar a engrosar la plantilla de algún banco de inversión. Un deportista chino puede lograr importantes prebendes del régimen chino gracias a su medalla olímpica mientras uno noruego deberá echar cuentas de los impuestos que deberá pagar por la prima que haya cobrado por un triunfo olímpico.

viernes, 5 de septiembre de 2008

Euros y balones en Fútbol Life

Fútbol Life, revista mensual sobre el balompié, tiene una sección dedicada a reseñar blogs. En el número de este mes, Euros y balones protagoniza una de sus menciones. Siempre es de agradecer que se acuerden de uno, tanto en la blogosfera como en el papel couché.
Con unas breves frases la revista explica el objetivo de este blog, dar una visión económica del deporte para poder tener la imagen completa de este fenómeno. Resulta gratificante que una publicación deportiva atienda a la vertiente financiera del mundo del balón. El texto va acompañado de una foto de Abramovich, probablemente debido a que el síndrome que lleva su nombre ha protagonizado varios posts en el blog.

lunes, 1 de septiembre de 2008

Los otros medalleros de Pekin 2008

Todos conocemos el medallero oficial de los pasados Juegos Olímpicos encabezados por China con 51 oros y por Estados Unidos con un total de 110 medallas. Se trata de dos de los países más grandes del mundo por lo que tampoco debe extrañar sus resultados.

Las fronteras son arbitrarias, por lo que se podrían haber dado otros resultados. Los países que formaban la Unión Soviética han alcanzado 171 medallas y los que forman la Unión Europea han logrado 273. Si hubieran participado en un único equipo habría determinadas medallas en competiciones por equipos que no habrían logrado ya que se han duplicado o triplicado. Pero si sólo tenemos en cuenta los oros tendríamos a la Unión Europea con 85 como primera potencia indiscutible y a la Unión Soviética con 43 oros se situaría por encima de Estados Unidos y por detrás de China.

Este proceso llevado al absurdo provocaría la constitución de un equipo de las Naciones Unidas que se convertiría en el campeón absoluto. Por eso resulta interesante comprobar el número de medallas lograda en comparación con la población del país.


Así vemos que la clasificación la encabezan Bahamas, Jamaica e Islandia. Por el contrario China tiene un número de medallas por habitante (0,1) inferior que España (0,4) y similar a Israel, Brasil o Ecuador. Si sólo tuviéramos en cuenta las medallas de oro, la clasificación la encabezaría Jamaica, Baherin y Estonia. España obtendría un ratio (0,1) idéntico al de Estados Unidos. En esta clasificación Bahamas repite el liderato que logró hace cuatro años en Atenas.

Si en vez de tener en cuenta la población, comparáramos el PIB de los países con el número de medallas obtenidas comprobaríamos que el medallero estaría encabezado por Jamaica seguido de Zimbabwe, Corea del Norte y Mongolia. Se podría equiparar así el éxito chino con el resultado español ya que ambos obtienen similar ratio que supera el logrado por los norteamericanos. Jamaica fue el segundo país en más medallas por PIB en los juegos de Atenas 2004 tras Cuba.
Pero el PIB se ve sesgado por el tamaño del país, si lo que tenemos en cuenta es el PIB per cápita por cada medalla obtenida tendremos una visión de la riqueza individual que representa una medalla. La clasificación la encabezaría Corea del Norte que ha obtenido una medalla por cada 16$ de PIB per cápita. Le siguen China (25$), Etiopía (30$), Kenia (56$), Ucrania (113$), Uzbekistán (123$), Rusia (126$), Cuba (167$), Bielarrusia (210$) y Nigeria (214$). Mención aparte merece el caso de Zimbabwe, un país en absoluta bancarrota que ha obtenido una medalla de oro y tres de plata.

Más en Euros y balones:

-El impacto económico negativo de las olimpiadas


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...